Exprime al máximo tu viaje
Con la app de minube
Descargar
¿A dónde quieres ir?
¿Te gusta Perú?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Pueblos en Perú

102 pueblos en Perú

Pueblos en Ollantaytambo
Ollantaytambo
(26)
Luego de los pueblos de Písac, Calca y Urubamba, el Valle Sagrado se va estrechando, la vegetación se va haciendo más densa, las montañas más altas. El río Urubamba -o Vilcanota- corre a nuestro lado, a veces manso, a veces alborotado entre grandes piedras blancas. A media tarde llegamos a ‘Ollanta’, como llaman a Ollantaytambo, un pueblo tendido al pie de una impresionante ciudad-fortaleza inca que supera en magnitud y belleza a cualquiera de las ruinas cercanas a Cuzco. Ollantaytambo resulta mágico. Es que no ha cambiado casi nada a través de los siglos. Sus callecitas, empedradas y apretadas entre muros incas, tienen acequias que abastecen al pueblo de agua cristalina. Tal vez porque Ollanta es el último pueblo del Valle Sagrado, conserva como ningón otro la arquitectura tradicional y costumbres milenarias. Sentarse en la plaza y sólo mirar es una fiesta donde se mezclan viajeros que esperan el tren a Machu Picchu y nativos de distintas etnias que bajan a abastecerse o a vender sus productos en el mercado. Galeras blancas, bombines de fieltro, sombreros de ala ancha, extraños cascos de piel como del medioevo... Cada comunidad se distingue por sus ropas. De todas, me conmovió la de los 'huayruros'. Arrinconados contra un paredón, sus espectacualres ropajes negros y rojos y sus tocados multicolores hacían pensar en un manojo de flores. Los huayruros viven en la más absoluta soledad, perdidos en las laderas de las montañas que cierran Ollanta. Hablan sólo en quechua, y como grandes conocedores de su tierra, fueron los porteadores en las primeras expediciones a través del camino del Inca hacia Machu Picchu. Los vi tan jóvenes que supuse que podría entablar algún tipo de conversación con ellos. Pero no pude. Se sonreían con enorme timidez, como si fueran niños. Los vi alejarse por un sendero, cada vez más pequeñitos, hasta que desaparecieron con sus ropajes de colores en la montaña.
Pueblos en Chinchero
Chinchero
(15)
Qué tendrá Chinchero que me ha gustado tanto. Está altísimo, más que Cuzco, a 3800 metros, en una pradera sobre el Valle Sagrado. Allí aparece tendido, tranquilo, piedras sobre piedras incas, girando alrededor de su plaza de pasto y de su maravillosa iglesia colonial. ¿Por qué Chinchero me ha emocionado así? Será la hora de la tarde, el color del cielo. O tal vez sus mujeres, sus incomparables tejidos, sus vestimentas coloridas, su hablar cansino, su mami, mamacita, señorita, cómpreme algo... Querría llevarme todos los ponchos, aguayos y mantas a mi casa, pasar la mano por todos ellos, acaparar su textura, su vejez, su arte, su color. Sin embargo está escrito que me enamore de uno, de un aguayo increíble de fondo violeta que cuelga solitario de una pared terrosa. Lo miro y pienso es mío, lo quiero para mi casa, pregunto cuánto cuesta. Susana lo ha hecho, me dice mami, un mes me ha llevado tejerlo. Le creo. No me alcanza el dinero, Susana. Se lo llevo a Cuzco, me dice. No, contesto, prometo que voy a volver. ¿Volverá a Chinchero, María?, me pregunta Susana, incrédula. Sí, Susana, volveré y te lo compraré. A la semana, en bus desde Cuzco, fui en busca de mi aguayo violeta. En el lugar no estaba Susana, pero ni bien la nombré, el hombre que me atendía me preguntó si yo era María. Me pidió que esperase, salió corriendo, y en seguida, roja por la carrera, apareció Susana. La cara se le desfiguraba por la sorpresa. -Señorita María, señorita María, ha venido... -Te dije Susana que iba a volver... Pagué los 120 soles sin regatear. Feliz, abrazada a mi manta, bajé por la cuesta hasta la carretera. El bus de vuelta a Cuzco tardó como 2 horas en pasar...
Pueblos en Lima
Lunahuaná
(41)
A menos de 200 kilómetros al sureste de Lima y a pocos kilómetros tierra adentro de la desembocadura del río Cañete en el Océano Pacífico, se emplaza Lunahuaná, una villa preciosa rodeada por un valle fértil donde crecen frutales, viñedos y huertas. Mirando hacia el espectacular río Cañete, la pequeña ciudad tiene dos motivos para ser famosa. El primero, los deportes que desde allí se pueden practicar (especialmente el rafting y ciclismo de montaña). El segundo tiene que ver con lo gastronómico: Los camarones de río de la zona son de una extraordinaria exquisitez. Estos camarones nada tienen que ver con los de mar. Se preparan de infinitas maneras, pero, según mi humilde opinión, nada iguala a comerlos en ceviche.
Pueblos en Puno
Pueblos Uros de Titicaca
(9)
Salimos con mi madre a hacer un recorrido en el lago de Titicaca, del lado peruano. Titicaca culmina a 3800 metros de altura, y es una belleza natural incontestable. Está partido en dos, una parte pertenece a Bolivia y tiene pocas islas, el resto pertenece a Perú, y tiene más islas, unas cuantas no son islas de verdad sino enormes montones de paja amontonada en una islita. Ahí viven los Uros. Durante la excursión, que contratamos con una agencia de viaje desde Puno, salimos a conocer un pueblo de Uros. Los Uros son una etnia que vive en el lago, cortando una especie de bambú fino, que amontonan en el suelo de su isla flotante, para que no se hunda. En la isla hay unas casitas de las más básicas, pero vimos un teléfono, que saber donde lo conectaban. Con sus barcos salen a pescar y a hacer intercambios con los de la costa. Cuidado al pisar el suelo, que si le das demasiado duro, se te hundirá el pie en el agua! Ciertas partes de las islas flotantes son más finas pero suele ser espesa y compacta la capa de paja. El resto del lago era muy bello y tranquilo, con mucho sol pero bastante frío.
Pueblos en Machu Picchu
Aguas Calientes
(23)
Aguas Calientes es un pueblo que se fundó en 1911 y se ha hecho famoso por ser el lugar desde el que se accede a las maravillosas ruinas de Machu Picchu. Este motivo ha hecho que sea esencialmente turístico, aunque he de reconocer que aún así posee todavía un gran encanto. Para poder llegar hasta Aguas Calientes sólo hay dos formas, una en tren, que es bastante caro, o sino hay que llegar caminando, ya que no hay ninguna carretera que lo una con otras poblaciones. Esto le da al lugar un encanto increíble, ya que, si llegas caminando el pueblo aparece entre una naturaleza salvaje y es realmente bello. Además, el tren también le da un encanto increíble porque es la vida de la localidad. Las vías férreas atraviesan el corazón de Aguas Calientes y todos los alrededores se llenan de bullicio, de gente y de mercancías de todo tipo a medio día y por la tarde, que es cuando llegan y salen los trenes de la localidad. Al ser un lugar muy turístico las calles están repletas de bares, restaurantes, hoteles y todo tipo de servicios para los turistas, desde cabinas telefónicas hasta cajeros automáticos. El ambiente de las calles es fantástico porque siempre hay gente de un lado para otro, tanto turistas como peruanos. El único inconveniente de esta ciudad es que todo es más caro por dos motivos, primero porque es muy turístico y segundo porque sólo pueden llegar las cosas a través del tren, lo que encarece todos los productos.
Pueblos en Paracas
Paracas
(10)
La localidad peruana de Paracas es conocida por ser el punto de partida para poder conocer la Reserva Nacional de Paracas, pero os recomiendo que guardéis unas horas para pasear por sus calles porque merece la pena. Se trata de una localidad pequeña que poco a poco está metiéndose en el turismo y cada vez hay más oferta hotelera y gastronómica, por ejemplo, cuando visitamos nosotros la localidad, se estaba construyendo un hotel de cinco estrellas al que no le faltaba ni un sólo detalle. Para mi el mayor encanto se encuentra en el pequeño puerto que posee la localidad, que es el punto de partida de los barcos que llevan a los turistas hasta las Islas Ballestas. Se trata de un lugar muy tranquilo que está repleto de pequeños restaurantes donde se pueden degustar unos pescados exquisitos. En esta parte de Paracas siempre puedes ver numerosas aves de todo tipo, aunque los que más llaman la atención son sin duda los pelícanos, hay un hombre que tiene domesticados a varios de estos animales y se dedica a mostrar a los turistas las proezas que son capaces de hacer. A parte del puerto, en Paracas también hay unas calles con mucho encanto, ya que están rodeadas de casas humildes donde residen los pescadores con sus familias. En estas calles se suelen instalar pequeños puestos de comida que sirven unos menús baratísimos y riquísimos, el plato especial es arroz a la cubana, lo bordan. Os recomiendo comer en alguno de estos puestos ya que es la mejor manera de integrarse con la gente local.
1 actividad
Pueblos en Chivay
Chivay
(4)
Fotografías de mi viaje por la población de Chivay y el cañón del Colca para ver el vuelo del cóndor andino, que está dentro de mi reportaje sobre el Perú.
1 actividad
Pueblos en Pisco
Pisco
(2)
En la diversidad está el encanto
Pueblos en Abancay
Valle de Cachora
Cachora es un pequeño pueblo situado en la parte inferior de un hermoso valle donde podemos ver el primer glaciar. Este es un lugar fabuloso. Cachora es también un punto de partida para ir a visitar las ruinas incas de Choquequirao, a las que sólo se puede llegar a pie o en mula. Es uno de los paisajes mas bonitos que he visto.
Pueblos en Ayacucho
Quinua
(4)
Puedes encontrar una buena cantidad de variedades en cerámicas hechas en arcilla roja de la localidad, muy recomendable si quieres ver un lugar histórico y económico.
Pueblos en Huari
Chinchas y Markajirca
(1)
Chinchas es un pueblito pequeño a las faldas de una montaña, en cuya cima se encuentra un lugar arqueológico llamado Markajirca (palabra quechuca que en español sería "Pueblo de la címa de la montaña"), más información del centro arqueológico aquí: Http://arqueologiadeancash.Blogspot.Com/2006/01/el-sitio-de-marcajirca.Html ..... Me encantó acampar en la cima de la montaña, de donde se podía observar la cordillera blanca, los pueblos de esa zona y a demás es un lugar con buena vibra para sentarte a meditar un poco...
Pueblos en Yungay
Yungay
(3)
Pase 4 días en huaraz junto a mi esposa en el callejón de huaylas, una zona muy bonita de la sierra ancashina.Con el nevado huascaran en el fondo en la cordillera blanca me sorprendio la historia de el pueblo de Yungay el cual actualmente no existe queda solo el recuerdo con un monumento a las victimas, después del terremoto del 31 de mayo de 1970 que provoco un aluz en el lateral izquierdo del nevado enterrando a la mayoría de sus habitantes. La laguna de llanganuco es increíble es como estar en otro mundo,paseamos en barquita y vimos varios condores
Pueblos en Pataz
Huayo - Pataz
(3)
Huayo, máxima obra de Dios, lugar sumamente apacible, en donde la brisa perfumada que nos brindas con olor a fruta y los frescos tonos que dejan los ríos al pasar tus aguas; nos invitan a admirar tu hermosura y tu basto panorama de tierra feliz... Huayo tú que posees el mejor clima de la provincia de Pataz;quien se atreva a negarlo,será porque te envidia...Huayo, eres mezcla de tradición y actualidad; por eso, te llaman pueblo el Huayo, la luz que se proyecta hacia un futuro mejor... Dicen los que más saben, que la belleza es un todo; en donde encajan perfectamente cada una de sus partes, de tal manera que no es necesario quitar, agregar, ni modificar algo, y eso es Huayo: LA PERFECCCIÓN DE LA BELLEZA¡¡¡¡.... Kéiter Denky
Pueblos en Trujillo
Mansiche
(2)
Este pequeño pueblo a pocos kilómetros de Trujillo es muy tranquilo y aunque su único atractivo turístico es la huanca Esmeralda, en torno a la cual gira completamente, se puede ser un paseo sólo para saborear la sosegada vida de este pequeño rincón del Perú e incluso comer en la plaza de la pequeña iglesia.
Pueblos en San Vicente de Cañete
Cerro Azul
(6)
Puedes convivir con la naturaleza , entrada al point por el malecón o por el mulle
Pueblos en Urubamba
Puebo de Huaran
observar esta montaña de piedra es como soñar con un castillo en la sima de una gran montaña, llegar a este punto no es difícil solo se necesita un poco de ganas y esfuerzo físico. pero la recompensa es mirar esta maravilla
Pueblos en Contumazá
Contumazá
Con sus sigulares contraste, sus paisajes y su cielo, sus campos y laderas, sus cerros y quebradas, sus personas, perdonajes y personitas, ... Todo los hace un lugar incomparable.
Pueblos en Chincha Alta
Chincha
(2)
Una linda vista, armonía en su paisaje y grata estadía.